BAUTISTAS PARTICULARES Y SUS CONFESIONES DE FE: EL INICIO DE LA HISTORIA CONFESIONAL DE LOS BAUTISTAS, Por Marcus Paixão [Parte 1]


Por Marcus Paixão

Traducido desde oestandartedecristo.com

 

El origen de los Bautistas.

 

 

Los Bautistas constituyen un grupo cristiano que está presente en todos los continentes del globo terrestre, auxiliado por fuertes instituciones educacionales y un gran empeño misionero, lo que hace que el grupo crezca y se propague rápidamente. Su historia tiene origen en el siglo XVII, en Europa, en un momento de gran efervescencia religiosa.

 

El origen de los Bautistas ha demostrado una cierta complejidad, habiendo generalmente cuatro propuestas básicas. [1](THOMPSON, 2011), la primera propuesta defiende la existencia con Juan Bautista. Es conocida popularmente como “JJJ” (Juan Bautista – Jordán – Jerusalén). La segunda propuesta enseña que los bautistas son descendientes del grupo más radical en el período de la reforma protestante: Los Anabaptistas. Aún no formando una línea de conexión clara entre iglesias Anabaptistas y Bautistas, se defiende la existencia de formas de fe y de prácticas que pueden ser trazadas hasta los Anabaptistas. La tercera visión defiende que, los Bautistas habiendo emergido del movimiento Separatista inglés, ellos fueron fuertemente influenciados por los radicales Anabaptistas. Finalmente, el cuarto punto de vista defiende que los Bautistas descienden del movimiento Puritano Separatista inglés en la primera mitad el siglo XVII. En esa visión los Anabaptistas estarían influenciando mínimamente a los Bautistas.

 

Actualmente las tres primeras teorías son poco sustentadas por los historiadores modernos debido a la falta de evidencias históricas. El cuarto punto, que defiende el origen de los Bautistas a partir del movimiento puritano separatista inglés presenta fuerte base documental, además del hecho de que los Bautistas pueden ser ininterrumpidamente identificados a partir de este movimiento. Por la falta de evidencia documental, seguimos la cuarta teoría.[2]

 

La moderna denominación Bautista se origina en Inglaterra y en Holanda, en el inicio del siglo XVII. Los Bautistas emergían en un período donde los movimientos de reforma religiosa estaban bien fortalecidos, teniendo al frente radicales que eran llamados Puritanos, [3] Separatistas [4] y posiblemente Anabaptistas, [5]todos bajo fuerte influencia teológica de los reformadores, especialmente de Zwinglio y Calvino, y un poderoso deseo de reforma espiritual (MCBETH, 1987).

 

Los primeros Bautistas pueden ser divididos en dos grupos. Algunos de estos primeros creyentes siguieron una tradición teológica diferenciada en cuanto a la comprensión del bautismo. Pasaron a bautizar solamente individuos que profesaran la fe, adultos, abandonando la práctica común del bautismo infantil. También pasaron a adoptar la inmersión [6] como la manera de bautizar, excluyendo el bautismo por efusión [7] o aspersión [8]. Ese grupo quedó conocido como Bautistas Particulares, no tanto por esas prácticas, sino principalmente por entender que la muerte de Jesucristo fue un acto específico en favor de los elegidos, es decir, de aquellos que fueron predestinados para la salvación. Cristo murió “particularmente” por los elegidos, de ahí el término Bautista Particular.

 

Este movimiento de los Bautistas Particulares nació alrededor de 1630, a través dela insatisfacción de algunos separatistas ingleses, que ya no soportaban mas convivir en medio de creencias en las cuales no concordaban en especial el paidobautismo. Los Particulares inicialmente fueron liderados por Henry Jessey, William Kiffin y John Spilsbury, ministros ordenados. De forma pacífica dejaron la comunicación con la iglesia separatista en la que formaban parte, y comenzaron a formar una nueva comunidad de creyentes, cuya comprensión bíblica se distanciaba en algunos puntos de los demás separatistas. En 1633, en Londres, fue formada la primera Iglesia Batista Particular, liderada por el pastor John Spilsbury (NETTLES, 2005; THOMPSON, 2011).

 

Un poco antes de los Bautistas Particulares, en 1609, surgió en Holanda otro grupo, que mas tarde fue llamado Bautistas Generales, definidos de esa forma exactamente para que los dos grupos no fuesen confundidos. Así como los Bautistas Particulares y los Bautistas Generales eran formados por separatistas ingleses. Estos, huyendo de la persecución inglesa promovida por el rey Santiago I, buscaron refugio en Holanda. Allí, bajo el liderazgo de dos hombres, John Smith y Thomas Helwys, fundaron aquella que quedó conocida como la primera Iglesia Bautista. Conforme destaca (OLIVEIRA, 1997, P. 29)

 

En este ambiente fue que surgió la primera iglesia bautista, cuyo primer pastor fue John Smith, que tenía formación teológica en Cambridge. Él contó con una ayuda muy importante, era laico y también abogado Thomas Helwys. Ellos, que antes eran anglicanos, se hicieron seguidamente puritanos, separatistas y después bautistas.

 

A diferencia de los Particulares, defendían que Jesucristo murió para salvar toda la humanidad, esto es, la salvación no era de carácter exclusivista, sino más general. También defendían el bautismo solamente de creyentes, dejando la práctica de bautizar infantes. Sin embargo, la forma de bautismo continuó siendo la antigua práctica de la aspersión. En la  los inicios de los trabajos, John Smith, que pastoreaba el grupo, se rebautizó a sí mismo, derramando agua sobre su propia cabeza, después trató de bautizar a Helwys y a los demás, que contaban cerca de cuarenta personas (OLIVEIRA, 1997). Este grupo Bautista fue bastante influenciado por los Anabaptistas Menonitas holandeses, principalmente su pastor, John Smith, que más tarde dejó el grupo y se juntó con los Anabaptistas. En 1612 Helwys retorna a Inglaterra y en Spitafields funda la primera Iglesia Bautista inglesa. (PEREIRA, 2001, p. 51) “en 1626 esa iglesia y cuatro más entraron en correspondencia fraternal con los Menonitas de Holanda”, revelando que los Bautistas Generales y Anabaptistas – a pesar del desprecio de Helwys por los Anabaptistas – mantuvieron algún tipo de comunión.[10]

 

Los Bautistas Particulares también tuvieron algún tipo de influencia de los Anabaptistas, a través de un grupo llamado Colegiants.[11] Conforme menciona (McBETH, 1987, s/p) en su investigación.

 

Ambos grupos florecían en Inglaterra. En 1650 los Bautistas Generales tenían cerca de cuarenta y siete iglesias. Ellos se agruparon en asociaciones, produjeron varias confesiones de fe, y tenían los rudimentos de una organización nacional. Los Bautistas Particulares eran pocos, tenían apenas siete iglesias en 1644. Estas iglesias actuaron juntas para elaborar una confesión de fe aquel año.

 

Asimismo con raíces separatistas, los dos grupos mantenían claras distinciones. Smith y Helwys defendían ideas separatistas más rígidas, en comparación con el grupo de los Bautistas Particulares que eran más moderados, oriundo de un grupo considerado semi-separatista. De esa forma Smith exigía una total separación de la Iglesia de Inglaterra, a la cual Él consideraba como anticristo. En contraste, al semi-separatismo en torno a los Bautistas Particulares, los cuales aceptabana la Iglesia de Inglaterra como una iglesia verdadera, pero así mismo con muchos problemas e imperfecciones. Su relacionamiento con la Iglesia de Inglaterra, y sus razones para adoptar el bautismo de creyentes, revelan mucha diferencia de los Bautistas Generales (McBETH, 1987, s/p).

 

Esa distinción entre los dos grupos de Bautistas dio inicio a una tradición teológica distinta. En cuanto que un grupo, los Generales, recibió menos influencia de los teólogos calvinistas y más influencia de los Anabaptistas holandeses (Menonitas), lo que moldeó fuertemente las creencias de los Particulares, fue el calvinismo, siendo poco influenciado por los Anabaptistas (Colegiants). Esas diferencias fueron expresadas con claridad en los primeros documentos o confesiones de fe que los dos grupos produjeron.

 

Inicialmente estos dos grupos no eran designados Bautistas. Generalmente eran confundidos  con Anabaptistas por causa de la práctica de rebautizar (McBETH 1987) ellos se autoproclamaban “hermanos” o “iglesias bautizadas” o aún “iglesias que bautizan por el camino”. Fue solamente en el inicio de 1640 que ellos pasaron a ser llamados por otros cristianos de “Bautistas”, llevándolos a si auto-denominarse de esa forma en los inicios de 1650,y a lo largo del siglo, esa designación fue aceptada de forma generalizada por los dos grupos. Aunque los dos grupos habían sido llamados “Bautistas”, el entendimiento doctrinario de cada grupo era distinto, siendo expuestos en varios documentos de fe que ellos elaboraron.

 

 

Las primeras confesiones de fe de los Bautistas

 

Los Bautistas Generales produjeron en 1609, bajo el liderazgo de John Smith, su primera confesión de fe, titulada“Una Pequeña Confesión”. Ese documento reflejaba las normas de fe confesados por los Bautistas Generales. Surgieron varias otras confesiones de fe en el grupo de los Bautistas Generales: “Una pequeña Confesión de Fe”, dirigida por el grupo Thomas Helwys en 1610; “Una Declaración de Fe del Pueblo Inglés Permaneciendo en Ámsterdam en Holanda”, en 1611; “Proposiciones y Conclusiones”, de 1612-1614; “Fe y Práctica de las 30 Congregaciones”, de 1651; la Confesión Normalizada” en 1660; y el “Credo Ortodoxo” escrito en 1678, que en las palabras de (McBETH 1987, s/p), “talvez la más completa de todas las confesiones de los Bautistas Generales”.

 

 

Las Principales Confesiones de Fe de los Bautistas

 

 

CONFESIÓN DE FE AÑO
Una Pequeña Confesión 1609
Una Pequeña Confesión de Fe 1610
Una Declaración de Fe del Pueblo Inglés Permaneciendo en Ámsterdam 1611
Proposiciones y Confesiones 1612 – 1614
Confesión de Fe de Londres 1644
Fey Práctica de las 30 Congregaciones 1651
La ConfesiónNormalizada 1660
Credo Ortodoxo 1678
Segunda Confesión de Fe de Londres 1677 – 1689
Confesión de Fe de Filadelfia 1742
Confesión de Fe de New Hampshire 1833
Declaración de Fe de las Iglesias Bautistas de Brasil c. 1890
Mensaje y Fe Bautista 1963
Declaración Doctrinaria de la Convención Bautista Brasilera 1986

 

 

 

Floreciendo inicialmente en Inglaterra, a mediados del siglo XVIII, el grupo de los Bautistas Generales comenzó a disolverse doctrinalmente, abandonando los pilares de la fe cristiana y defendiendo posiciones consideradas heréticas. El grupo pasó a defender la posición Unitarista, [12] distanciándose de la ortodoxia cristiana y tornándose sin mucha expresión en Europa y en los Estados Unidos, para donde habían migrado anteriormente.

 

El grupo de los Bautistas Particulares, aunque se haya iniciado algunos años después de los Generales y no haya crecido tanto inicialmente, se empezó a destacar a mediados de 1640 (McBETH 1987; NETLES, 2005). En cuanto a los Generales, después de experimentar un rápido crecimiento comenzaron a perder fuerza, los Particulares, al contrario, después de un comienzo más tímido, ganaron fuerza y crecieron sobrepujando los Bautistas Generales y se tornaron el grupo Bautista más numeroso e influyente en toda Europa.

 

 

Clasificación de las Confesiones de Fe Bautistas

 

 

CONFESIÓN DE FE AÑO GRUPO PAÍS
Una Pequeña Confesión 1609 General Holanda
Una Pequeña Confesión de Fe 1610 General Holanda
Una Declaración de Fe del Pueblo Inglés

Permaneciendo en Ámsterdam

1611 General Holanda
Proposicionesy Conclusiones 1612 – 1614 General
Confesión de Fe de Londres 1644 Particular Inglaterra
Fe y Práctica de las 30 Congregaciones 1651 General Inglaterra
La Confesión Normalizada 1660 General
Credo Ortodoxo 1678 General
Segunda Confesión de Fe de Londres 1677 – 1689 Particular Inglaterra
Confesión de Fe de Filadelfia 1742 Particular EUA
Confesión de Fe de New Hampshire 1833 Particular EUA
Declaración de Fe de las Iglesias Batistas de Brasil c. 1890 Particular Brasil
Mensajey Fe Bautista 1963 Moderada[13] EUA
Declaración Doctrinaria de la

Convención Bautista Brasileira

1986 General Brasil

 

 

 

Los Bautistas Particulares discordaban cautelosamente de la religión estatal predominante en Inglaterra. Por eso aunque siendo pocos en números, comenzaron a ser visibles. Las Iglesias Bautistas comenzaron a crecer y a despertar un interés mayor por parte de la Iglesia Anglicana y de otros grupos separatistas. Sus creencias y prácticas eran observadas y analizadas por los Anglicanos y por los Separatistas, que también habían dejado el anglicanismo.[14] Después del surgimiento de muchos rumores que envolvían algunas congregaciones Bautistas en Londres, rápidamente los Particulares pasaron a ser identificados como los Anabaptistas, que eran considerados enemigos del estado, fuera de ley y no tolerados en Inglaterra. Una gran cantidad de personas habían muerto en Alemania y los Anabaptistas eran acusados de ser los responsables. Por tener semejantes a la de los Anabaptistas, los primeros Bautistas Particulares fueron confundidos con ellos en Inglaterra.

 

En 1642, fue publicado un texto bastante sospechoso, donde el pueblo de Inglaterra era convocado a estar en alerta. El texto de nueve páginas registró todos los incidentes que ocurrieron en Alemania, en Munster, donde los Anabaptistas habían provocado gran tumulto. El texto, anónimo, traía el siguiente título: “Un aviso para Inglaterra, especialmente para Londres, en la famosa historia de los Anabaptistas, sus predicaciones y prácticas salvajes en Alemania”. (16) El texto era una alerta para el pueblo inglés en contra de los Bautistas, pues acreditaban estar delante de un movimiento de Anabaptistas. Había un temor de que el motín que terminó en un gran tumulto provocado por los Anabaptistas en Alemania se repitiese en Inglaterra.

 

Las siete iglesias Bautistas de Londres comenzaron a percibir que los rumores sobre ellos se propagaban y que la ciudad ya estaba siendo alborotada con la idea de que ellos eran Anabaptistas. Había tergiversación y desentendimiento en relación a los Bautistas Particulares. Eran muchas veces confundidos con el otro grupo de los Bautistas, los Generales. Los Bautistas Particulares, ya alrededor de 1641, practicaban la inmersión completa en el bautismo, en cuanto a los Anabaptistas y los Bautistas Generales simplemente derramaban un poco de agua sobre la cabeza de la persona bautizada, la afusión. En cuanto a esa “nueva”forma de bautismo, leemos:

 

“En el año 1640, varios miembros de esta congregación llegaron a la convicción de que el bautismo por afusión o por aspersión, administrado a los adultos o a los niños, no era una forma de bautismo practicada por los apóstoles. Ellos sustentaban el bautismo de creyentes por inmersión”. (SANTOS, 2006. p.5).

 

El que más causaba extrañeza a los ingleses era exactamente la negación del paidobautismo, ampliamente practicado por todos hasta aquel momento. Cualquier grupo que rechazara el bautismo infantil era tachado rápidamente de hereje o Anabaptista. Era extremadamente necesario para los Bautistas Particulares tomar una actitud.

 


[1] Algunos estudiosos no consideran a los Bautistas como protestantes. Generalmente los defensores de las dos primeras teorías defienden esa opinión. Por no haber salido de la Iglesia Católica Romana, también por no haber dejado la iglesia Anglicana, no “protestaron” contra ninguna iglesia. Ya los defensores de las dos últimas teorías ven a los Bautistas como un grupo verdaderamente protestante.

[2] En cuanto a la influencia de los Anabaptistas, resaltamos que los Bautistas Generales sufrieron una fuerte influencia de aquél grupo (Anabaptistas Menonitas) pues estaban en Holanda. Por otro lado, los Bautistas Particulares fueron poco influenciados por los Anabaptistas (Colegiants). Asimismo una combinación de los puntos 4 y 4 parece estar más coherente con los datos históricos que conocemos hasta el presente momento.

[3] Puritano fue un término acuñado especialmente para designar a cristianos que preferían una vida más espiritual y pura delante de Dios. Originalmente el término tenía connotaciones peyorativas.

[4] Los Separatistas eran aquellos que habían dejado la Iglesia de Inglaterra (Anglicana), por no aceptar las formas litúrgicas (culto) y por no aceptar algunas doctrinas. Por no ser atendidos cuando exigían cambiar la iglesia, resolvieron separarse, surgiendo de ahí la designación “Separatistas”.

[5] Anabaptistas formaban un grupo religioso que fue considerado una secta herética por los grupos evangélicos de Europa oriundo de la reforma.

[6] Inmersión es el modo de bautismo donde el fiel es sumergido completamente en el agua. El término deriva del vocablo griego Baptizo (sumergir).

[7] Efusión es el modo de bautizar derramando agua sobre la cabeza del fiel. Esa era la práctica común de católicos y protestantes en aquel periodo.

[8] Aspersión consiste en bautizar con el acto de esparcir agua sobre el fiel. Esa práctica fue más utilizada por la Iglesia Católica Romana.

[9] Término aplicado a las iglesias o personas que bautizaban a bebés y a niños. 

[10] Aunque hubiese una ligación mas fuerte entre los Bautistas Generales y los Anabaptistas, es necesario resaltar sus diferencias. Los Generales, en comparación a los Anabaptistas, demostraban discordancia con la posición pacifista de este grupo; repudiaban también la visión del grupo en cuanto a los magistrados. Cf. McBETH, 1987, s/p.

[11] La influencia que los Anabaptistas ejercieron sobre los Bautistas Particulares fue sobre la práctica de bautismo por inmersión, visto que los Colegiants ya utilizaban la inmersión para bautizar a los fieles. En contraste con los Bautistas Generales, que fueron fuertemente influenciados por los Anabaptistas, los Particulares fueron poco influenciados.

[12] EL UNITARISMO se trata de una posición doctrinaria que niega la doctrina de la Trinidad y defiende una única persona en ser divino, que se manifiesta de variadas formas.

[13] Moderadamente calvinistas y con fuertes influencias arminianas.

[14] James RENIHAN, Confessing The Faith in 1644 and 1689, s/n. Cf.

 

[15] En la ciudad de Munster, Alemania, los Anabaptistas fueron acusados de haber provocado un incendio de grandes proporciones, arruinando buena parte de la ciudad. El episodio repercutió por toda Europa. En Inglaterra los Bautistas Particulares fueron confundidos con los Anabaptistas, principalmente porque rebautizaban a las personas que ingresaban en su grupo. Las sospechas contra los Particulares aumentaron, cuando, en 1642, circuló en Londres un texto insinuando claramente que el grupo Particular era Anabaptista. (Ibid., s/p).

[16] Ibid., s/p.

Cheryl de la H'O

Miembro de la Iglesia Bautista Reformada de Valparaiso. Egresada de Secretaria Computacional.

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Pasaje del día

Ahora bien, Dios nos ha revelado esto por medio de su Espíritu, pues el Espíritu lo examina todo, hasta las profundidades de Dios.

Recomendamos!

Imagen Bautista

Instagram

Something is wrong.
Instagram token error.
Cargar más